domingo, febrero 24, 2013

QUIEN MUERE?



 Muere lentamente quien se transforme en esclavo del hábito  repitiendo todos los días los mismos trayectos  quien no cambia de marca, no arriesga vestir un color nuevo y no le habla a quien no conoce.
Muere lentamente quien hace de la televisión su gurú.
Muere lentamente quien evita una pasión, quien prefiere el negro sobre blanco y los puntos sobre las íes a un remolino de emociones, justamente las que rescatan el brillo de los ojos, sonrisas de los bostezos, corazones a los tropiezos y sentimientos.
Muere lentamente quien no voltea la mesas cuando está infeliz en el trabajo, quien no arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño, quien no se permite por lo menos una vez en la vida, huir de los sensatos consejos.
Muere lentamente quien no viaja, quien no lee, quien no oye música, quien no encuentra gracias en sí mismo.
Muere lentamente quien destruye su amor propio, quien no se deja ayudar.
Muere lentamente quien pasa los días qujándose de su mala suerte o de la lluvia incesante.
Muere lentamente quien abandona un proyecto antes de iniciarlo, no pregunta de un asunto que desconoce o no responde cuando le indagan sobre algo que sabe.

Evitemos la muerte en suaves cuotas, recordando siempre que estar vivo exige un esfuerzo mucho mayor que el simple hecho de respirar.
Solamente la ardiente paciencia hará que conquistemos una espléndida felicidad!
-Pablo Neruda -






3 comentarios:

Alicia Montero dijo...

qué tiempo que no nos encontrábamos! entre nuestra temporada estival, vacaciones y ahora la finalización de ellas y volver "al sistema"....

Me encantan esas personas que te recuerdan que "estás viva", que las flores entregan su aroma por su propia esencia, porque ES ASI....el solo aparece estés o no de acuerdo... el agua sigue su cauce para provocar tu movimiento...eso es vida!!
Un gran abrazo y un bello inicio de semana!!

Ali♥♥♥

Mª Jesús Verdú Sacases dijo...

Sí, hay que aprender a vivir y a cambiar con coraje e ilusión

Anónimo dijo...

. COMO DESARROLLAR INTELIGENCIA ESPIRITUAL
EN LA CONDUCCION DIARIA

Cada señalización luminosa es un acto de conciencia

Ejemplo:

Ceder el paso a un peatón.

Ceder el paso a un vehículo en su incorporación.

Poner un intermitente

Cada vez que cedes el paso a un peatón

o persona en la conducción estas haciendo un acto de conciencia.


Imagina los que te pierdes en cada trayecto del día.


Trabaja tu inteligencia para desarrollar conciencia.


Atentamente:
Joaquin Gorreta 55 años