domingo, septiembre 21, 2008

COMPARTE TU MÚSICA!




No Te Mueras Sin Haber Sacado Afuera Tu Música

Prepárate para aceptar que los demás puedan decir que los has traicionado; pero no habrás traicionado a tu música, a tu propósito. Escucha tu música, y haz lo que sabes que tienes que hacer para sentirte entero, para sentirte completo, y para sentir que estáscumpliendo con tu destino. No tendrás paz si no dejas que esa música salga y suene. Deja que el mundo sepa porqué estás aquí, y hazlo con pasión.
- Wayne Dyer-
El mundo en el que vives es un sistema inteligente, en el que cada parte se mueve de manera coordinada con todas las demás partículas en movimiento. Hay una fuerza universal que apoya y orquesta todo. Todo funciona de manera conjunta en perfecta armonía. Tú eres una de esas partículas en movimiento. Viniste en el cuerpo que habitas en el momento exacto. Tu cuerpo se irá de aquí con la misma precisión. Eres una pieza esencial de este complejo sistema. Y aquí estás, en estes istema inteligente que no tiene principio ni fin, en el que cada galaxia se mueve en armonía con todas las demás. ¡Debe existir una razón para que hayas aparecido!

Kahlil Gibran dijo, "Al nacer, ya llevas tu trabajo en tu corazón". Así pues, ¿cuál es tu trabajo? ¿Cuál es tu propósito? ¿Lo estás viviendo de la manera en que tu corazón te insta a que lo hagas? - Escuchar a Tu Corazón -Tómate un momento ahora mismo y apunta con tu dedo hacia ti. Tu dedo está apuntando directamente hacia tu corazón. No a tu cerebro, sino a tu corazón. Esto es lo que tú eres. El constante latido de tu corazón,hacia adentro y hacia afuera, hacia afuera y hacia adentro, es un símbolo de tu conexión infinita con el latido omnipresente de Dios, laInteligencia Universal. Tu cerebro izquierdo calcula, soluciona cosas,analiza y te conduce a tomar las elecciones más lógicas para ti. ¡Él piensa, piensa y piensa! Tu cerebro derecho representa tu lado intuitivo. Es la parte de ti que va más allá de la razón y del análisis. Es esa parte de ti que siente cosas, que es sensible al amor, la que se emociona con lo que es importante para ti. Tu cerebro derecho es el que nos permite emocionarnos hasta las lágrimas cuando tomas a tus hijos en brazos, o el que se baña en la belleza de un día glorioso. Tu cerebro izquierdo puede analizarlo, mientras que tu cerebro derecho te permite sentirlo.Cuando escuchas a Tu Cerebro Derecho hay una presencia intuitiva invisible que siempre te acompaña. Yo me imagino esta presencia como una criaturita en pañales que se sienta sobre tu hombro derecho y te avisa cuando pierdes el sentido de tu propósito. Este pequeño compañero es tu propia muerte, que te mete prisa para que pongas en marcha aquello para lo que viniste aquí, porque tienes contados los días para conseguirlo, y cuando este viaje termine, tu cuerpo se marchará. Tu compañero invisible te pinchará cuando pases otro día más haciendo algo que no sea parte de tu pasión en la vida y que te haya sido dictado cualquier otra persona.Tu intuitiva voz interior sigue presionándote para que toques la música que escuchas, para que no te muera con ella adentro. Pero tu cerebro izquierdo dice: "Un momento. Sé cuidadoso, no te arriesgues, podrías fracasar,podrías decepcionar a todos los que tienen un punto de vista diferente acerca de lo que deberías estar haciendo". Entonces, el compañero invisible de tu cerebro derecho (tu muerte) te hablará aún más alto.El volumen irá subiendo, intentando obligarte a que sigas tu sueño. Hasta que, al final, escuchar exclusivamente a tu cerebro izquierdo te convierta en un impostor, o en algo aún peor, en un autómata que se levanta cada mañana con el rebaño para trabajar en lo que le da dinero y que paga sus facturas, para regresar después a casa y seguir haciendo lo mismo al día siguiente, y así una y otra vez, con la misma canción implícita, de sobras conocida. Entre tanto, la música que hayen tu interior se irá marchitando hasta que llegue al punto de serinaudible. Pero tu permanente e invisible compañero siempre escuchará la música y seguirá dándote golpecitos en el hombro. Este esfuerzo por llamar tu atención puede tomar la forma de una úlcera, o de un fuego que queme tu resistencia, o que te despidan de un trabajo serio, o que tengas cualquier accidente que te haga doblarla rodilla. Generalmente, esos accidentes, enfermedades y formas de mala suerte terminan por atraer tu atención. Pero no siempre. Algunas personas terminan como Ivan Ilyich, el personaje de Tolstoy que se angustiaba en su lecho de muerte diciendo: "¿Y qué pasa ahora si todami vida he estado equivocado?" Debo decir que es una escena escalofriante. No tienes porqué elegir ese destino. Escucha a tu compañero invisible, expresa la música que oyes e ignora lo que cualquiera de las personas que te rodee piense que deberías estar haciendo. Como expresó Thoreau: "Si un hombre no está en paz con sus compañeros, quizás sea porque escucha un tambor diferente. Dejen que baile al compás de la músicaque escuche, esté o no afinada".

Esa música que oyes en tu interior, urgiéndote a que asumas riesgos y persigas tus sueños es tu conexión intuitiva con el propósito que hayen tu corazón desde que naciste. Sé entusiasta en todo lo que hagas. Ten esa pasión, sabiendo que la palabra "entusiasmo" significa literalmente "El Dios (enthos) interior (iasm)". La pasión que sientes es Dios dentro de ti, que está picoteándote para que te arriesgues y seas la persona que eres.
Arriésgate!!

15 comentarios:

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Que es lo que moverá mi música interna, que será lo que tocara las cuerdas de mi alma para que exprese sonido, será el amor, la pasión, la soledad o la tristeza.

Lo que sea que haga relucir y aflorar la música interna y esperemos que la muerte nos dé el tiempo suficiente para hacer sonar toda esa música que podemos dar y que nuestro pequeño mundo espera.
Saludos

FeRReT ® dijo...

Sabías tú que por escuchar mi corazón, y "tratar" de hacer de la mejor forma posible lo que SUPE debía hacer, es que las más grandes cosas pasaron en mi vida, y esos quiebres NO fueron los mejores... ya sabes: los antes y los después, pero mira... aún no he llegado al final del camino, eso está claro, pero las veces que me han preguntado que si regresara el tiempo atrás, que cambiaría?... y mi respuesta en NADA, porque allí -o aquí- es donde está mi tarea, y debo seguir para cumplirla...
Aún no sé cual es el propósito de todo, pero dicen que no se les da sombrero a los que no tiene cabeza... supongo que no se les da tristeza a los que no tiene corazón, ni grandes alegrías a quienes no tienen alma que alimentar... después de todo, me siento grande... =)


Un besazo, enOOOrme...
-Jen.

♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥ ♥♥

PD: si mañana tengo tiempo, paso al "correo"... =D

Alimontero dijo...

ROY JIMÉNEZ OREAMUNO, solo escuchemos la música que nos resuena...lo demas el corazón, junto al hemisferio derecho, nos dirán como seguir..
graciassss!

FERRET,la vida tiene un propósito...y tú vas siguiendo esa huella...puede que ahora no veas, no comprendas...recuerda que la flor necesita tiempo para florecer...necesita de las 4 estaciones... nosotros?...tambien!
Mi cariño y amistad siempre junto a ti!

Ali

Dédalus dijo...

Sabios consejos, Ali, bien documentados en las voces de grandes maestros. Es lo que busco hacer, escuchar mi música (como tú dices) y compartir, de lo que con ella aprendo, cuanto puedo.
Cuentan que la gente preguntó a Siddharta: "Qué eres? ¿Acaso un ángel? ¿Eres un dios, un enviado?..."
Y Siddharta les contestó: "Sólo soy un hombre despierto".

Esta es también mi ambición, amiga.

Besos.

RAMMSES dijo...

El primer paso sería reconocer nuestro instrumento musical y luego hacer melodías que armonicen y hagan bien para el ejecutor como el escucha.

Es bueno arriesgarse y ejecutar ésa música.

Recordé a Aristóteles en el tema de la razón : Como la vista es al cuerpo, la razón es al espíritu.

Un abrazo y beso, Ali.

Adolfo Calatayu dijo...

Maravilloso,maravilloso querida Ali...me hiciste recordar a Hegel: "la música es la revelación de lo Absoluto,bajo la forma del sentimiento". Amo esta cita.
Muchos cariños desde Buenos Aires.

kukilin dijo...

Hoy no he tenido un día muy bueno; Me he emocionado hasta las lágrimas con algunos post muy tristes que he leído; Más gracias a vos, me voy con el corazón palpitando en hermosa melodía.
¡Gracias Ali!
♥♪♪♪♪♪ Un muy fuerte abrazo ♪♪♪♪♪ ♥

Catalina Zentner dijo...

¿Sonarán en mí algunas notas musicales?
No las escucho, pero aguzaré el oído, tal vez consiga exteriorizar algún acorde.

Abrazos,

noctambulus dijo...

he sentido la música de mi destino muchas veces y a cada paso un nuevo acorde, una nueva sintonia, otra etapa en la canción, ¿ahora hacia donde voy? subí un escalón de la escalera y la vida me dijo ahora eres aun mas responsable de aquello que haces, me arriesgue a seguir después de querer olvidar y un sonido me persigue, ese "tic- tac" de ese reloj que nunca para, quizás olvide mi melodía porque me olvide de mi vida... besos musicales

Alimontero dijo...

a partir de ahora me voy a un retiro por este finde. Si llega aquí deja tu comentario, ...me hace bien.. a mi regreso responderé! muchas gracias por la comprensión!
DEDALUS;Querido Juanan, esa frase de Siddharta me impactó cuando la escuché años atrás… y aspiro cada día, cada minuto, cada segundo un día poder lograrlo. Es tambien mi ambición… besos amigo!

gerardo omaña dijo...

Aquí estoy con mi tristeza rechazando el horror en las
miradas, consciente de vivir igual que muero,
por hacer imposibles que no temo.

Que la vida es hermosa como lo es la muerte, que debemos vivirla a cada instante para merecerla.
Que después de las tormentas el sol brillará en nuestros balcones.

Besos para tu alma.

Ahora en
gerardomana.blogspot.com

sky-walkyria dijo...

la musica no deja de sonar,
la danza continúa

Ejco dijo...

Supongo que siempre hay que mirar hacia el interior para darnos cuenta de si realmente estamos o no haciendo lo que queremos, lo que soñamos. En esta vida siempre hay que arriesgarse a algo, qué mejor que arriesgarse con nuestro corazón.

Lidia dijo...

Yo me entrego a la Vida.

No sé si lo mío es música o que es, pero me lleva, y yo asiento...

Abrazos,

Lidia

Anónimo dijo...

Very Interesting!
Thank You!